Acceso Abierto

Resumen

Para el desarrollo del tema primero precisamos el concepto de Estado constitucional -aludiendo a su sustantivo distanciamiento con el antiguo Estado de derecho-, y procurando su entrelazamiento directo con un amplio orden democrático, eso sí, en Colombia, menoscabado con la continuidad de la sempiterna costumbre reformista de la Carta Política, básicamente por el camino del art. 375 constitucional (y principalmente a iniciativa o con el aval del ejecutivo de turno), que, para esa tarea, la norma referida faculta al Congreso de la República mediante la figura de los actos legislativos. Seguidamente (punto 2), aludimos al tema de las distintas reformas constitucionales que han resquebrajado el texto de la Carta, y sobre ellas precisamos y desarrollamos (punto 3), a nuestro juicio, una de las más reaccionarias reformas, si no la más, alteradora de la precaria legitimidad estatal alcanzada con la expedición de la propia Constitución. Nos referimos en este punto al detrimento que, por distintos caminos jurídicos ha sufrido la figura democrática de la carrera administrativa. En este último aspecto precisamos la obstinación del periodo Uribe Vélez por depreciar y despreciar la importancia de la institución del mérito en el servicio público; herencia que recibe el gobierno Santos, intentando darle continuidad.