Acceso Abierto

Resumen

Los bienes públicos urbanos son aquellos que transforman el suelo rural en suelo urbano, permitiendo un uso más intensivo del suelo, ya que su existencia y su distribución en la ciudad tiene como efecto que los espacios se densifiquen al hacerlos accesibles y habitables. Es por esta razón que las ciudades se convierten en espacios llamativos considerados focos de desarrollo social y económico, al permitir la concentración de diferentes actividades de tipo económico y cultural, lo cual no ocurriría si no existiese en la misma los bienes públicos urbanos. Garantizar la provisión universal de los bienes públicos urbanos es una obligación encargada por mandato Constitucional al Estado, pues el poder contar con los bienes públicos urbanos en cantidades y condiciones óptimas es lo que permite que las personas que habitan en la ciudad puedan ejercer efectivamente su “derecho a la ciudad”. Los instrumentos  jurídicos existentes para el logro de los fines sociales del Estado en la materia es abundante y lleno de buenos propósitos, sin embargo su eficacia se pone en duda, pues hoy en día grandes contingentes de la población de las ciudades se ven excluidos del goce de estos bienes, que son necesarios para satisfacer necesidades esenciales, lo cual genera un alto costo en términos sociales.